Sudor Dulce

Sep 02 2010

Son dias como hoy, a la luz del lcd del monitor de la laptop, que doy gracias a que puedo hacer un muy buen touch typing. Habilidad que aprendí por ser necio y no querer que otra gente me ganara, por lo cual me entrene ya de viejo y lo hago bastante bien. No excelente, pero funciona. El punto es, decía, que me es facil escribir en la más profunda oscuridad, como la de hoy en la pequeña isla de Margarita donde una vez más, se fue la luz. Yo estoy seguro que es una forma indirecta de recordarnos que nos hace falta la tarjeta de racionamiento de luz, que ya se me acabo y tengo que esperar al mes que vienen a que me den la nueva luz. Si llega. En el Biceabastos de la esquina dijeron que quizás si llega, pero no saben porque la mandan en ferry convencional, y es temporada. Así que seguimos esperando la luz, a la luz de las velas. O de los yesqueros. Aunque lo bonito son las estrellas.

Pero ya llegó la luz. Aunque creo que pronto se me acaba la hora de movistar. Pero afortunadamente el Live Writer guarda mis desvarios para una ocasión más oportuna.

Por razones que no vienen al caso, que incluyen viajes y accidentes, todas las mañanas me levanto a las 4:50 a.m. para limpiar 8 jaulas llenas de pájaros, alimentar 2 rottweiler adultos y a los pájaros anteriormente mencionados. Y sucede que como en Margarita hace un calor infernal, a las 6 a.m. ( ya tengo una hora trajinando) comienzo a sudar por la frente. Si son gente que se asquea con facilidad, les recomiendo no seguir. Ahora, el sudor en general es algo salado, porque se supone que tiene gran cantidad de sales minerales. Pero el mio es dulce, o más bien insípido, como agua clara. Sudo prácticamente agua de manantial, y eso me parece raro. Quizas es una condición conocida en el mundo de la medicina o quizás es el hecho que estoy perdiendo facultades, pero les puedo jurar que sudo dulce.

Hace unos días (el 31 de agosto) el blog de Zentraedi 2.0 mencionó este espacio en su “blog day”. Lo cual me pareció, extraño, halagador y atemorizante. Lo primero es porque yo rehuyo cualquier tipo de contacto online ultimamente, lo segundo porque tengo un ego gigante y lo tercero porque ese es un blog más público que el mío. Lo cual quizás atraiga tráfico. Lo cual sería bueno o malo dependiendo del tipo de tráfico, y de las ganas que tenga de actualizar con consistencia. Y me hace pensar que pasaría si hiciera un update todos los días. De lo que sea. LO QUE SEA. Pero eso si, todos los días. Un snapshot de mi vida.

Podría todos los días tomar una foto de mi recien levantado y hacerle upload? Que progresión existiría? Hay muchisimos proyectos de esos, la transformación de la historia personal en historia de todos, en la vida de todos. El sueño comunal, la conciencia colectiva se busca todos los dias en google y se hace “like” en facebook.

Pero ahora pienso en herramientas offline. en quizás enlazar el uploadr de flickr de alguna forma con este post y hacer que sea on demand, es decir, que cuando tenga buen inet lo mande sin que yo piense. Y si todo eso fuese posible, sin mi intervención, sería maravilloso.

Pero ahora tengo la camara, y quizás tenga 10 minutos en la mañana para hacer algo.

Esta no era la esencia del post. Pero igual, se la calan.

No responses yet

Leave a Reply